Universidad de Tarapacá inauguró obra monumental “Jaylliña Thaya” en caleta Camarones

El hito marca el comienzo del futuro circuito de la cultura Chinchorro en la región.

 

Dos momias (un hombre y una mujer) de más de cuatro metros de altura silban una suave melodía cuando sopla el viento en la entrada del camino que lleva a caleta Camarones. “Jaylliña Thaya” (cantar del viento, en aymara) es el nombre de estas obras construidas sobre estructuras de fierro revestidas de arcilla y con orificios por donde circula el viento, provocando un efecto similar a un silbido. Esta última obra monumental que la Universidad de Tarapacá, a través de su Convenio de Desempeño de las Humanidades, Artes y Ciencias Sociales, financió fue con el fin de marcar una señal para resaltar la importancia que implica la cultura Chinchorro en la región, en el país y en el extranjero.

En la ceremonia de inauguración de la obra monumental, la Intendenta Gladys Acuña, manifestó que “Aquí se encuentran las nuevas momias que la Universidad, a través de su Convenio de Desempeño, ha hecho realidad en la comuna de Camarones, un hito que releva lo importante que es la cultura Chinchorro en nuestra región y en nuestro país, que es una de las características por las que se nos identifica y que por supuesto, es un objetivo que tenemos presentes para el crecimiento y desarrollo de nuestra región”.

Asimismo, el Rector de la Universidad de Tarapacá, Dr. Arturo Flores, destacó que “La verdad es que esta inauguración es una situación que nosotros esperábamos, porque es una obra monumental que viene a integrarse a lo que a futuro será el circuito de la cultura Chinchorro que comienza en Camarones, sigue hasta la playa y continúa por los sitios del morro y concluye en el gran Museo Arqueológico de Azapa, por lo que la comunidad y los turistas van a tener bastante que ver y aprender de esta cultura, que a nivel mundial tiene un lugar muy considerado, debido al trabajo de nuestra Universidad que desde hace cincuenta años está a cargo de la preservación y difusión de esta cultura y que esperamos luego sea patrimonio de la humanidad”.

Por su parte, el Alcalde de la comuna de Camarones, Iván Romero, señaló que “Estamos muy contentos de poder inaugurar estas dos esculturas que representan diez mil años de cultura aquí en Cuya, camino a Camarones; la verdad es que la artista Paola Pimentel ha hecho un trabajo maravilloso y estamos agradecidos de la Universidad de Tarapacá y del Gobierno Regional, porque estamos consolidando que la cultura Chinchorro se expanda desde aquí hacia el mundo”.

Finalmente, el Director Ejecutivo del Convenio (UTA0901), Álvaro Palma, explicó que esta inauguración implica un cierre simbólico al Convenio que ya finalizó su ejecución bajo el financiamiento del Ministerio de Educación.

“El Convenio de Desempeño fue una iniciativa del primer gobierno de la Presidenta Bachelet, que fue destinar recursos para hacer que las Humanidades, Artes y Ciencias Sociales, adquirieran un lugar preponderante en el país que por muchos años no habían tenido apoyo con recursos. En el caso de la Universidad, una de las áreas involucradas fue la Arqueología, que en nuestra región es una de las más relevantes, dada la presencia -desde hace más de siete mil años- de la Cultura Chinchorro, habitantes que fueron los primeros en la historia de la humanidad en utilizar técnicas de momificación, por lo tanto, consideramos que una de las obras monumentales que nosotros comprometimos en este Convenio fue que aquí, a la entrada de la caleta de Camarones, donde están los vestigios más antiguos de esta momificación, estuvieran representadas de tamaño monumental. Creo que esto es un broche de oro y no deja de emocionar; fui afortunado al tener la responsabilidad de ser el Director de este Convenio y es una muestra más de cómo la Universidad de Tarapacá, Universidad del Estado, da muestras de su compromiso con el desarrollo de su región”.

La actividad contó con los números artísticos de Andrés (músico ariqueño) y el conjunto folclórico Integración de la Universidad de Tarapacá (CINUT), quienes representaron un cuadro de fantasía sobre la vida de la cultura Chinchorro.

 

 

 

 

 

 

DSC_0316

DSC_0316

DSC_0317

DSC_0317

DSC_0323

DSC_0323

DSC_0332

DSC_0332

DSC_0333

DSC_0333

DSC_0346

DSC_0346

DSC_0353

DSC_0353

DSC_0356

DSC_0356

DSC_0358

DSC_0358

DSC_0360

DSC_0360

DSC_0366

DSC_0366

DSC_0369

DSC_0369

DSC_0378

DSC_0378

DSC_0381

DSC_0381

DSC_0386

DSC_0386

DSC_0406

DSC_0406

DSC_0430

DSC_0430

DSC_0441

DSC_0441

DSC_0449

DSC_0449

DSC_0453

DSC_0453

DSC_0458

DSC_0458

DSC_0461

DSC_0461

DSC_0468

DSC_0468

DSC_0489

DSC_0489

DSC_0490

DSC_0490

DSC_0491

DSC_0491

DSC_0514

DSC_0514